¿QUÉ NECESITAS?

¿Qué es la perineoplastia?

El periné es la porción de tejido que va desde la vagina al ano. Cuando esta zona es joven suele tener forma de «V» y tiene una apariencia elástica y tersa. Con la edad y los partos vaginales, la musculatura perineal va perdiendo tono y elasticidad, el periné pierde su forma de “V” adquiriendo una morfología en “U” debilitándolo. Ello ocasiona problemas funcionales y molestias, especialmente, durante las relaciones sexuales. Si durante el parto se practicó una episiotomía puede agravar la situación.

Es posible realizar ciertos ejercicios para mejorar el tono de la musculatura del periné, pero cuando dicha musculatura está desestructurada no se consiguen los resultados deseados. Cuando se da esta situación y desea corregirse, se debe acudir a la cirugía.

La perineoplastia es la técnica que corrige la laxitud del periné, que los ejercicios de suelo pélvico no han conseguido mejorar, devolviéndole así la tensión y el tono que le permiten recuperar la función original de esta.

¿Quién puede someterse a una perineoplastia?

Las mujeres que sufren laxitud del periné en un grado tal que deja la vagina demasiado expuesta, pueden tener problemas de sensibilidad, incontinencia, infecciones y molestias en las relaciones sexuales. Si esta situación persiste después de realizar ejercicios de suelo pélvico, la paciente es una buena candidata a la cirugía de reconstrucción perineal.

En la mayoría de los casos, la perineoplastia se asocia al estrechamiento de la entrada de la vagina.

¿En qué consiste la intervención de la perineoplastia?

Mediante una incisión en la pared posterior de la vagina se accede a la musculatura perineal, se procede, mediante la sutura muscular, al tensado de la misma. Con ello se consigue restaurar la integridad del periné y reparar las estructuras para que la paciente pueda disfrutar de una vida normalizada y de relaciones sexuales satisfactorias.

Duración, anestesia y hospitalización de la perineoplastia

Es una intervención corta, una hora aproximadamente, que suele hacerse bajo anestesia local con sedación para conseguir que la paciente esté tranquila durante todo el proceso.

Se realiza de forma ambulatoria.

Resultados de la perineoplastia

Después de la cirugía, se consigue recuperar la dimensión y forma del periné. Se recupera el tono y la funcionalidad plena del mismo.

Recomendaciones postoperatorios de la perineoplastia

La recuperación suele ser rápida y poco molesta, pero mientras dure la recuperación la paciente no deberá coger peso excesivo ni realizar esfuerzos físicos. Pasado un mes aproximadamente, se podrán retomar las relaciones sexuales.

POSTOPERATORIO: DESPUÉS LA PERINEOPLASTIA

Se recomienda un reposo pélvico de dos meses, lo que conlleva no poder usar tampones ni vibradores.

Podrás volver a ducharte enseguida, siguiendo los consejos de tu cirujano. Debes prestar especial atención a que la zona no permanezca húmeda. Utiliza aire frío (nunca caliente) con un secador de pelo para eliminar restos de humedad de la zona

Podrás reiniciar tu vida sexual con normalidad entre las 4 y 6 semanas después de tu cirugía de perineoplastia, dependiendo de tu evolución. Sigue siempre los consejos de tu cirujano.

No es necesario retirar los puntos, ya que son reabsorbibles. Pero se debe prevenir realizar esfuerzos que creen tensión o movimientos bruscos al agacharse para evitar la tensión de los mismos.

Si fumas, es aconsejable dejar el tabaco antes de tu cirugía. Esto mejorará tanto tu salud como tu cicatrización.

¿Después de una perineoplastia perderé sensibilidad?

No. Si bien es cierto que después de la cirugía, la sensibilidad puede verse alterada durante los primeros días mientras dura la inflamación de la zona.

¿Cuándo podré volver a reanudar mi vida sexual después de la operación del periné?

Dependerá del alcance de la intervención y de tu recuperación posterior. Habitualmente, las relaciones sexuales pueden reempenderse pasadas de 4 a 6 semanas desde la cirugía.

¿Cuándo se puede volver a hacer deporte después de una perineoplasita?

Siempre debes seguir las recomendaciones de tu cirujano en este ámbito. Pero habitualmente podrás empezar a hacer ejercicio físico a las pocas semanas siempre que no sea deporte de impacto o que involucre la zona del periné (bicicleta, montar a caballo, spinning…). En este caso deberás esperar un mínimo de un mes.

¿Sabes qué es IM Care?

IM Care es el compromiso de IM CLINIC para cuidarte durante todo el primer año después de tu cirugía. Dispondrás de un teléfono de urgencias 24 horas al día para que estés tranquila y nuestro equipo médico te visitará periódicamente para comprobar que los resultados son los esperados.

Labioplastia, la cirugía íntima femenina más frecuente

11/10/21

La labioplastia es una de las cirugías íntimas femeninas más frecuentes. Se trata de una intervención quirúrgica que tiene como objetivo remodelar los genitales femeninos,...

Cirugía genital femenina, la cirugía más íntima de la mujer

16/06/20

La cirugía genital femenina es un tema del que, lejos de los antiguos tabús, se puede hablar abiertamente, pues son muchas la mujeres que tienen...

Un partido de fútbol para concienciar sobre la violencia contra las mujeres

26/11/21

El 25 de noviembre es un día especial en el que alzar la voz en contra de la violencia de género. Una fecha para hacer...

El mejor tratamiento facial para pieles urbanas: BAR CEL ONA

15/11/21

BAR CEL ONA es un tratamiento en tres sesiones pensado para la piel urbanita, es decir, para aquellas personas que viven, trabajan o pasan su...

CONOCE LOS PROYECTOS DE LA
FUNDACIÓN DR. IVAN MAÑERO

IM Clinic