Puede sonar a ciencia ficción pero es posible realizar un aumento de mamas sin que el bisturí llegue a tocar el pecho. No se trata ni de geles misteriosos ni de pastillas sospechosas sino de una técnica de cirugía plástica que permite introducir la prótesis a través de una pequeña incisión en la axila, donde la cicatriz queda escondida desde el primer día.

El Dr. Ivan Mañero, cirujano plástico estético y reparador, es uno de los especialistas pioneros en nuestro país de esta técnica, pues lleva más de 20 años realizándola. Por sus manos ya han pasado más de 5.000 casos de este tipo de intervención (y más de 17.000 cirugías de la mama, entre aumento, reducción, lifting y reconstrucción). De hecho, Mañero opina que debería ser la primera vía a tener en cuenta cuando se valora a una paciente que desea hacerse un aumento de mamas, “a partir de mi experiencia, creo que la vía axilar es sin duda alguna la mejor opción en aquellas pacientes que se puede realizar por su anatomía y forma del pecho”.

 

¿Por qué no lo hacen todos los cirujanos?

Hay quien dice que esta cirugía no la realizan todos los cirujanos plástico porque para evitar una cicatriz en el pecho se accede por una zona del cuerpo más complicada y dan a entender que podían haber otras complicaciones. Pero nada más lejos de la realidad, la vía de abordaje axilar es completamente segura y no compromete en absoluto los ganglios.

Pero lo cierto es que es una técnica que requiere de una gran pericicia, de una buena formación y una firme experiencia por parte del cirujano plástico. El Dr. Ivan Mañero fue uno de los precursores de esta técnica en España hace ya casi 20 años y, desde su larga trayectoria, la aconseja siempre que sea posible por tres razones básicas: la cirugía no requiere intervenir en la mama, el resultado es más natural y las cicatrices quedan escondidas en la axila.  El Dr. Ivan Mañero asegura “no es un tipo de técnica sencilla para el cirujano, requiere de experiencia y es más laboriosa, pero es mucho más segura para la paciente porque no es necesario intervenir en el tejido de mamario y eso ofrece muchas otras ventajas”. Así pues, el beneficio de esta vía no radica únicamente en que el pecho se vea libre de cualquier cicatriz, pues como aclara el Dr. Mañero “si la paciente tiene una buena cicatrización y el cirujano es exquisito en la sutura, la cicatriz no se apreciará sea cual sea la técnica”.

En realidad el mérito más importante del aumento de mamas vía axilar, el que justifica que el cirujano se prepare a conciencia para llevarla a cabo y no use otras más sencillas, es que desde la vía axilar se accede al plano retropectoral directamente sin necesiddad de afectar la glándula mamaria. En el resto de abordajes (areolar y submamario) el cirujano está obligado a cortar la areola o la piel, la glándula en mayor o menor medida y también el músculo… mientras que en la vía axilar todo esto queda intacto.  Más información

Si no se toca el pecho en el aumento de mamas, mejor

¿Qué beneficios conlleva la vía axilar? Principalmente, cabe destacar que esta vía de abordaje permite no tocar ninguna de las terminaciones nerviosas de la mama, la areola o el pezón, lo que minimiza una posible la pérdida de sensibilidad en la zona.

Además, el tejido glandular no se ve afectado en absoluto, por lo que no interferirá en la futura lactancia materna ni en los controles médicos de la mama.

Las otras vías en el aumento de mamas

Existen tres vías básicas: la areolar (en la que la incisión se realiza justo en el borde de la piel de la areola, para que de esta manera quede completamente disimulado), la submamaria (en este caso la cicatriz queda justo en el pliegue que hace el pecho con el tórax) o la axilar (en la que el cirujano coloca la prótesis a partir de una incisión en las axilas).

Para el Dr. Mañero, las ventajas de la vía axilar justifica la mayor formación del cirujano plástico y que se tenga en cuenta como primera opción. Sin embargo, no puede utilizarse en todas las cirugías de aumento mamario porque no todas las mujeres que quieren operarse cumplen con los requisitos necesarios: tener un pecho firme y que no esté caído (aunque puede estar vacío, esto no significa que esté descolgado). Sólo en esos casos podrá optarse por la vía axilar, sin importar si la prótesis escogida es de mayor o menor tamaño.

 

 

Un partido de fútbol para concienciar sobre la violencia contra las mujeres

26/11/21

El 25 de noviembre es un día especial en el que alzar la voz en contra de la violencia de género. Una fecha para hacer […]

El mejor tratamiento facial para pieles urbanas: BAR CEL ONA

15/11/21

BAR CEL ONA es un tratamiento en tres sesiones pensado para la piel urbanita, es decir, para aquellas personas que viven, trabajan o pasan su […]

Tratamientos estéticos 2022 contra el envejecimiento facial

03/11/21

El paso del tiempo deja una mella visible en nuestro rostro. Unas marcas que, si bien nos recuerdan todo aquello que hemos vivido y la […]

Lipofilling y mallas biológicas en la reconstrucción mamaria

18/10/21

En 2020 el cáncer de mama fue el de mayor prevalencia en el mundo superando el de pulmón. De hecho, el año pasado, 34.088 mujeres […]

IM Clinic